martes, septiembre 12, 2006

Allá donde las sombras no pueden encontrarme, construiré días de colores.
Que un ideal esté mal colocado no significa que no exista. Sólo eso, que no está en su lugar.
Yo he recogido hoy los míos y me los echo al hombro por el momento, y sin prisas me alejo silbando por el camino de las esperanzas y la luz...